FORT MYERS, Florida -- Matt Moore abandonó el terreno luego de ser golpeado por una pelota que alcanzó a desviar con su guante, en el cuarto inning del encuentro que los Rays de Tampa Bay ganaron 9-2 a los Medias Rojas de Boston.

Moore recibió el impacto de la pelota bateada de línea por Xander Bogaerts, de Boston. El lanzador alcanzó a recuperarse para sacar a Bogaerts, en lo que representó el último out del inning.

Luego, Moore se levantó el cuello del jersey para cubrir su labio, que sangraba. Salió del terreno a bordo de un carrito, y los Rays informaron que se le aplicó un par de puntos de sutura, aunque no experimentó síntomas de conmoción cerebral.