Rusney Castillo.

BOSTON - El manager de los Medias Rojas John Farrell describió al jardinero cubano Rusney Castillo como "un pelotero electrizante".

Se espera que el desertor cubano exhiba pronto ese talento con Boston, tal vez la próxima semana.

Farrell habló el viernes luego de que diversas versiones de prensa indicaran que los Medias Rojas han llegado a un acuerdo con Castillo por siete años y 72,5 millones de dólares.

Larry Lucchino, presidente de los Medias Rojas, declinó comentar al respecto.

Farrell está al tanto del interés de Boston por el jardinero de 27 años y habló sobre él antes del primero de una serie de tres juegos ante los Marineros de Seattle.

"Velocidad por encima del promedio, puede jugar el jardín central o el derecho", dijo Farrell. "¿Qué clase de poder? ¿Qué clase de promedio al batre? Obviamente, nuestros a nuestros scouts les gustó lo suficiente. Si los reportes son ciertos, es una inversión importante, y es un jugador atlético y electrizante de acuerdo a todos lo que le han visto".

Farrell sabía de los reportes de un acuerdo, pero dijo que los detalles administrativos deben ser finalizados antes de que se haga un anuncio oficial. La primera temporada del contrato podría comenzar este mes.

Castillo se uniría al también cubano Yoenis Céspedes en el remozado jardín de Boston. Los Medias Rojas adquirieron a Céspedes de Oakland y a Allen Craig de San Luis el 31 de julio, fecha plazo para realizar canjes.

Los Medias Rojas han sufrido para encontrar un reemplazo para Jacoby Ellsbury, luego que el jardinero central firmó con los Yanquis de Nueva York, semanas después de que Boston ganara la Serie Mundial la temporada pasada.

Jackie Bradley Jr. jugó ahí la mayor parte de la temporada y es un sobresaliente jugador defensivo pero no le ha ido bien como bateador. Fue enviado a Triple A el lunes, cuando los Medias Rojas volvieron a ascender a Mookie Betts para cubrir la posición.

Ahora la vacante posiblemente la ocupe el veloz Castillo, un bateador derecho que es considerado un buen jardinero, pero no tanto como Bradley.

Shane Victorino, un sobresaliente jardinero derecho que también puede cubrir el central, está fuera el resto de la temporada luego de una operación en la espalda y aún tiene un año restante en su contrato.

Castillo jugó el jardín central para la selección nacional de Cuba.

Farrell dijo que las transiciones recientes hechas por desertores cubanos como Céspedes, Yasiel Puig, de los Dodgers de Los Ángeles, y José Abreu, primera base de los Medias Blancas de Chicago, han sido impresionantes.

"Ojalá", señaló, "o mismo suceda con cada jugador que llegue".

Abreu comenzó el viernes bateando para .303 con 32 jonrones y 90 carreras remolcadas.

"Tiene todas las herramientas, como decimos", dijo Abreu de Castillo. "Es un jugador de cinco herramientas y mientras se mantenga mentalmente fuerte, va a ser capaz de hacer cosas muy buenas".

En los dos mejores años de Castillo en Cuba, 2011 y 2012, bateó para .324 y .332 y totalizó 34 cuadrangulares, 145 carreras producidas y 51 bases robadas.